bailemos al mismo son, quítate tú pa’ ponerme yo!

nunca pensé que yo fuera a escribir esto, estoy DECEPCIONADA de la administración de Ricardo Martinelli, como siempre, nos engañaron con la bandera de “hacer las cosas diferente”, se nos vendió una imágen de honradez, patriotismo y ganas de hacer que la imágen de la administración pública cambiara a una más positiva y transparente.

Debo decir, que no soy seguidora de ninguna ideología política, mi voto fue por Martinelli, creyendo en él como hombre empresario, que ha tenido éxito en la vida, que tiene una perspectiva distinta de como deben ser las cosas y que sobretodo no tenía ninguna ideología pre impuesta, pero quizás de haber ganado Balbina las cosas no nos estarían sorprendiendo.

En las encuestas salió que más del 60% de los panameños piensa que RM está cumpliendo las promesas de campaña, pero creo yo que lo que pasa es que tenemos un velo montado por la imagen publicitaria, por la campaña del Señor Presidente, y lastimosamente es él quien se lleva la resposabilidad de los actos de quienes lo rodean, cuando quizás no la tiene, pero al final es él lider, él es el responsable.

quitaron la validez de quienes habían adquirido sus certificados de carrera administrativa, muchas personas que lucharon por años con distintas administraciones, personas que sobrevivieron quizás varios gobiernos, algunos más atrás de la dictadura, se han visto despojadas de sus derechos como trabajadores no del gobierno, del ESTADO por muchísimos años, y no sólo eso, el gobierno de RM viene bailando al mismo son que tanto criticó, quitate tu pa ponerme yo, esa es la consigna, tratando de dar una imagen buena o positiva nos engañan, y siguen en lo mismo, arrancando personas de sus puestos para complacer favoritismos políticos, y al final, sin justificar, las acciones, es que acaso el estado es Dios? es que acaso los funcionarios publicos no se merecen un trato digno, no merecen acaso que se les explique porque se les está “removiendo” de su cargo? es que acaso prestar funciones en una institución publica no te hace digno de recibir todas las prestaciones que te mereces?

Nos llenamos el pecho de orgullo hablando de nuestro super completo codigo de trabajo, y de las funciones del ministerio de trabajo, pero aquellas personas que trabajan directamente por y para el Estado son los más jodidos, porque son trabajadores de segunda clase, que no merecen ni el púdrete cuando se van, ah! bueno, excepto aquellos que si se van con los bolsillos llenos, los que ganan 1000 dolares pero le cuestan al Estado (a nosotros) 4 mil, porque ser ellos es caro, definitivamente ser gobernante, ministro, legislador, es TODO un negocio, y lo triste es que nadie quiere cambiar eso, porque a penas se dan cuenta de todo lo que pueden obtener, se vuelven megalomaniacos sedientos de poder, victimarios de los derechos de sus coolaboradores, la gente debería dejar de trabajar en instituciones publicas, hasta que las condiciones sean las mismas que para todos los demás trabajadores sin importar el sector.

estoy tan decepcionada!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s